MENú

Organizaciones campesinas rechazan la presencia de tropas extranjeras en el país

Organizaciones campesinas rechazan la presencia de tropas extranjeras en el país - cumbre-agraria-2017

La Cumbre Agraria, Campesina, Étnica y Popular se pronunció frente a llegada, y consecuencias de la presencia de la misión norteamericana que arribara a Colombia la próxima semana en el marco del supuesto combate contra el narcotráfico. La plataforma campesina, en la que confluye un centenar de organizaciones campesinas y populares de todo el territorio nacional, considera que esta decisión evidencia, cada vez más, la dependencia del gobierno colombiano y de las fuerzas armadas a las directrices norteamericanas y se constituye, en lo que las organizaciones denominaron, en “una puñalada” a la independencia nacional.

La organización nacional agraria llamó la atención frente a los planes de agresión que se vendrían cocinando contra la República Bolivariana de Venezuela, que se evidencian en la forma como el Gobierno colombiano ha tenido diligencia y rapidez para acudir presto a las demandas de los Estados Unidos, en el ámbito de lo que denominan “guerra contra las drogas y el terrorismo”, lo que contrasta con la absoluta falta de disposición para posibilitar gestiones diplomáticas conjuntas con el gobierno venezolano para atender la población migrante, la compleja problemática de la pandemia en la frontera, y el gravísimo impasse diplomático desatado con la operación mercenaria e intervencionista, “Gedeón”, organizada en territorio colombiano, con la probable participación de miembros activos de las FFMM colombianas y funcionarios del estado, como lo han advertido investigaciones periodísticas de alta credibilidad, además de la misteriosa, y aun no aclarada, pérdida de las embarcaciones de la armada nacional recuperadas en territorio venezolano.

La Cumbre Agraria hace un llamado de alerta al pueblo colombiano, a los movimientos campesinos populares y sociales, a los sectores democráticos, políticos patrióticos, partidos, y sociedad civil, frente al gran peligro que se cierne sobre Colombia y la región, en el marco de este escenario de presencia de tropas extranjeras, que además se van a desplegar en zonas de conflicto, agudizado por las erradicaciones violentas que agreden a comunidades campesinas, potenciando así el escalamiento de situaciones de violencia contra la población, además recalcan, que el país debe expresar su repulsa a la abierta violación de la carta constitucional, que establece que el Senado de la República es el único autorizado para permitir el ingreso o paso de tropas extranjeras por el país, constituyéndose esta decisión, en una nueva expresión de la arrogancia del ejecutivo y su tendencia autoritaria y antidemocrática.

El Gobierno Nacional ha asegurado que la presencia de esta brigada en el territorio nacional será de 4 meses, y que no adelantara acciones operativas, pero existen antecedentes, afirma la cumbre agraria, que obligan a pensar que va a ser la cuota inicial de la presencia permanente de estas tropas en Colombia. Por tanto, es imperativo evitar este tipo de intromisión en los asuntos internos y con mayor ahínco en la potencial perspectiva de la agresión a Venezuela, mucho más cuándo el presidente de Estados Unidos ha emitido una serie de señalamientos, amenazas agresivas, medidas extraterritoriales, y hasta la delirante decisión de ponerle precio a la cabeza del presidente Nicolás Maduro, lo cual es una contundente evidencia de la amenaza contra el Gobierno bolivariano.

Las organizaciones campesinas colombianas, que confluyen en la plataforma de la Cumbre Agraria, le piden al gobierno de los Estados Unidos, que oriente sus esfuerzos al combate contra las redes de tráfico de drogas y el lavado de activos en su propio país, y que en Colombia contribuya con los programas alternativos de sustitución de cultivos de uso ilícito, la defensa del medio ambiente, de la paz y la implementación de los acuerdos, en el marco del respeto a la autonomía y la dignidad nacional, que sea consecuente al llamado del secretario general de las Naciones Unidas, frente al cese al fuego en el mundo, y evite seguir provocando escenarios de confrontación y de guerra que sólo traen tragedia, destrucción y tristeza para nuestros pueblos, como ha ocurrido en Libia, Siria Irak, Afganistán, o donde los EEUU han alentado, promovido o participado en acciones intervencionistas.

Nuestra generación no puede ser la responsable de mantener un silencio cómplice frente al peligro de la guerra, del incendio devastador de la tragedia de la violación a la autodeterminación de los pueblos de nuestra América, con los costos humanitarios irreversibles que traería consigo, el campesinado colombiano ha padecido el dolor de la confrontación, por eso ratifica su compromiso con la defensa de los acuerdos y el rechazo a la presencia de tropas extranjeras en sus territorios y en el país.

Fuente: Agencia Prensa Rural
www.radiomacondo.fm

Comentarios

Comentarios