MENú

Oposición colombiana marcha para exigir a Duque que cuide la paz

Oposición colombiana marcha para exigir a Duque que cuide la paz - photo5140871791282071511_1_

Miles de opositores del derechista Iván Duque, que asumió la presidencia de Colombia este martes, se manifiestan para exigirle que proteja el acuerdo de paz.

En diferentes ciudades de Colombia, miles de ciudadanos han salido a las calles, bajo el rótulo de “defender la vida y la paz”, para exigir al nuevo Ejecutivo que respete el acuerdo que desarmó y transformó en partido a la antigua guerrilla Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y que cese la ola de violencia contra los defensores de derechos humanos y líderes sociales.

El excandidato presidencial y ahora senador Gustavo Petro, junto al exguerrillero Rodrigo Londoño (Timochenko), convocó estas marchas en al menos 36 ciudades y municipios del país, en paralelo a la toma de posesión de Duque.

En un evidente carácter de férrea oposición al nuevo mandato del derechista, Petro que fue derrotado por Duque en el balotaje del 17 de junio, en un mensaje en su cuenta en Twitter, dijo que es una protesta “para luchar por la paz, por la vida y por la justicia social”.

Centenares de activistas han sido asesinados desde 2016, según la Defensoría del Pueblo (Ombusdman). El ya expresidente Juan Manuel Santos ha negado que los homicidios respondan a una campaña sistemática de eliminación y señala a narcotraficantes, rebeldes de la guerrilla del Ejército de Liberación Nacional (ELN) y disidentes de las FARC como presuntos agresores.

Marco Calarcá, exlíder rebelde, quien ahora ocupa un escaño en la Cámara de Representantes dijo a la Agencia Francesa de Noticias (AFP): “Necesitamos que se implemente correctamente el acuerdo y que avancemos en la construcción de caminos de paz con justicia social”.

Duque, ahijado político del expresidente Álvaro Uribe (2002-2010), llegó a la presidencia con la promesa de modificar el histórico acuerdo con las FARC que puso fin a un conflicto armado de más de medio siglo.

El nuevo mandatario se opone a que los exguerrilleros señalados de crímenes graves participen en política. Además, advirtió de que endurecerá las condiciones del proceso de paz que se desarrolla en La Habana, capital cubana, con el ELN, reconocida oficialmente como la última guerrilla del país.

 

 

 

Con información de Agencias
www.radiomacondo.fm

Comentarios

Comentarios